Animales Nocturnos (2016)

SINOPSIS
Animales Nocturnos narra la historia de Susan Morrow, una mujer que tras abandonar a su primer marido, un escritor inédito, vive ahora con un médico. De repente recibe un paquete en el que descubre la primera novela de su ex, quien en una nota le pide que por favor la lea, pues ella siempre fue su mejor crítica. Susan lo hace y a medida que se sumerge en la narración, la propia novela acaba olvidando la historia principal para acabar hechizada por este relato dentro del relato, síntoma evidente de que a la nueva vida de Susan le falta algo y deberá explorar en su pasado para saber qué es lo que le impide seguir adelante.
2016:    Premios Oscar: Nominada a mejor actor de reparto (Michael Shannon)
Globos de Oro: Mejor actor secundario (Taylor-Johnson). Nominada a mejor director y guión
Premios David di Donatello: Mejor film extranjero
Premios BAFTA: 9 nominaciones, incluyendo Mejor director
Festival de Venecia: Gran Premio del Jurado
Critics Choice Awards: Nominada a mejor actor secundario (Michael Shannon), guión adaptado y fotografía
Satellite Awards: 3 nominaciones, incluyendo mejor película y director
Sindicato de Guionistas (WGA): Nominada a Mejor guión adaptado



OPINIÓN PERSONAL
Hoy os hablo de Animales Nocturnos, de Tom Ford, conocido sobre todo por su faceta como diseñador de moda. He de decir que la he visto sin saber muy bien lo que me iba a encontrar y no es para nada lo que creía. La historia se desarrolla en dos planos: por un lado, tenemos a Susan (Amy Adams), una mujer de éxito, casada, y que siente que le falta algo en la vida para ser feliz, sin ser capaz de adivinar qué es. Un día recibe un paquete con un libro que ha escrito Edward (Jake Gyllenhall), su expareja, con el que no contacta desde hace más de veinte años. El segundo plano es la historia que narra el libro, cuyos protagonistas son una familia formada por el propio Jake Gyllenhall, Isla Fisher y la hija de ambos. La familia de Edward sufre una... sacudida que tendrá que resolverse dejando de lado el sistema y tomando la justicia por su mano. Hay una especie de lazo, de conexión entre el personaje ficticio creado por la expareja y la propia Susan. Aaron Taylor-Johnson es Ray Marcus, un malo de los buenos, de los dignos de ocupar un puesto en el Olimpo de los malos.
El título no es para nada un indicador de lo que va a ocurrir a lo largo de dos horas de película. La tensión está presente desde el minuto uno, impidiéndome despegar los ojos de la pantalla, igual que Susan no puede dejar de leer el libro. Sin embargo, (tranquilos, cero spoilers) esa sensación de angustia se va desinflando poco a poco hasta terminar de manera muy básica. Ya sabéis, esos tipos de finales que te dejan con un “¿y ya está?” en la boca.



PERSONAJE FAVORITO: Ray Marcus (Aaron Taylor-Johnson). Después de verle como un pobre friki intentando ejercer de superhéroes en Kick Ass (¡menuda película!), esta faceta suya de malo terrible es una maravilla.
LO MEJOR: La tensión mantenida y el juego en dos planos, la vida real y el interior del libro.
LO PEOR: La poca relevancia que tiene Amy Adams en la historia. Creo que es un personaje que se podría explotar muchísimo más y que se ha mantenido como una excusa para poder contar la otra historia.
VALORACIÓN FINAL: 3/5. Es buena, pero no acaba de convencerme del todo.


¡Si la habéis visto, comentadme qué os ha parecido!

Comentarios

  1. ¡Hola! En su momento, cuando se estrenó en cines, pensamos si ir a verla o no y al final no lo hicimos. La verdad es que el argumento nos atrae y creemos que podría gustarnos mucho, aunque nos echa un poco para atrás lo que dices del final... ¡Nos la apuntamos por si nos animamos más adelante! ¡Muchas gracias!
    Un saludo.
    Marta y Laura.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La película en sí es brutal y el trabajo que han hecho los actores muy exigente, os la recomiendo un montón. Y si el argumento os atrae, no creo que os decepcione. ¡Ya me contareis!

      Eliminar
  2. Al final de la película quedé con una sensación similar, pero leyendo algunas críticas especializadas y no tanto, me di cuenta de que al ver la película había omitido y no había pensando en algunas cosas bien interesantes. El final se puede ver desde la perspectiva de que lo que sucedió (el envío de la novela, la cita que iban a tener al final) fue la forma que tuvo Tony de vengarse de Susan por lo que le hizo, pero en el desarrollo de la película hay algunas cosas que te hacen pensar que quizás todo en realidad fueron cosas que Susan se inventó en su cabeza para llenar de alguna forma ese vacío provocado por todos los errores que cometió. Por todo eso tengo pendiente volver a verla. Pero bueno, cada uno tiene su opinión y es totalmente respetable. Ojalá sigas reseñando películas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Pues la verdad es que no me había planteado ese enfoque! Supongo que tendré que verla partiendo de esa premisa. Muchísimas gracias por comentar 😊

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares